Microrrelatos 2015

La naturaleza no entiende razones

No me imagino un diálogo distinto con la naturaleza que no le implique al hombre dar explicaciones sobre el porqué de su razón sobre la de ella.
Un árbol preguntaría por qué preferimos una gaseosa, al agua de los páramos. Preguntaría por qué nos secamos el sudor en medio de una caminata bajo el intenso sol, o por qué hacemos lisos senderos cuando en las montañas hay turupes y variadas formas que nuestros pies pueden sortear. Creo que sólo hallaríamos respuestas con razones artificiales, pues la ciencia se abriga en una razón que a veces la naturaleza no entiende.

Tanto absurdo husmeando libros

Tanto absurdo husmeando los libros para saber más. Otros ingenuos, admirando a los absurdos en sus encierros y bibliotecas. Quieren saber más y quieren ser más, pero la vida no es un absurdo y la naturaleza no es ingenua. Mientras ellos tratan de hacerse doctos en física y química, la física y la química ya son. Estudiarlas es una opción, admirarla no.
Los absurdos quieren saber más del agua mientras toman en envases azucarados. Los ingenuos los imitan y siguen sus consejos. La naturaleza nos hizo con genes. Ahí la memoria, ahí nuestra ciencia, no en saberla, sino en serla.

Amor a con_ciencia

Te observo en silencio, mientras paseas veloz de rama en rama.
No paras quieta; tan pronto en el aire, tan pronto en la tierra.
Versátil y estudiosa, ordenada y experimentada.
Que maravilla el tenerte, que pesar si te ausentas.
Todos recurrimos a ti, ávidos de tu generosa seguridad.
Tanta prisa por encontrarte…, tantas esperanzas que penden de ti.
Déjame que te acaricie aunque sólo sea un segundo, impregnándome de tu sabiduría y sentir que me meces en una cuna a prueba de ignorancias.

Gracias querida Madre CIENCIA.

Mis motivos

Será por ti que voy a comprar el pan en bici, o quizas sólo sea por mí. Será por nosotros que la calefacción no pasa los veintiún grados, así dormimos más a gusto juntos. Será por nuestros hijos o por nuestros nietos que nos movemos en transporte urbano o como diría mi abuela: “al modo San Fernando: un ratiito a pie otro pedaleando`”.
Quizás solo sea porque me gusta mi Tierra, que llueva cuando tiene que llover, que nieve cuando deba, que me dore en verano… en fin que las estaciones lo sigan siendo.
O quizás sólo sea porque fue aquí donde te ví, en esta Tierra donde te conocí , y aquí donde te veo feliz.
Sólo se me ocurre pedirte que hagas lo posible por que siga siendo así.

Derrotados

La llegada de millares de naves extraterrestres oscureció el cielo. Refugiadas tras su escudo protector, flotaban a cientos de metros sobre las olas. Desde la orilla pudimos ver cómo unos tubos brillantes se descolgaban desde las bodegas de carga. Contemplamos indefensos cómo los tubos atravesaban el cielo y, levantando espuma, se introducían profundos en el mar. El nivel del agua comenzó a bajar rápidamente mientras ésta era succionada hacia las naves. En pocos días el Mediterráneo se convirtió en un secarral de sal y putrefacción consumido por el sol. La batalla interplanetaria por el agua tenía ya vencedor.

Scire Sapiens

Hombre y Ciencia son concepciones ligadas al maravilloso universo de la vida. Es por causa del ser viviente, posesionado en la cúspide evolutiva del cosmos, que irrumpen las capacidades cognoscitivas: el razonamiento frente a los hechos observados, la hipótesis, los ensayos, el método, la síntesis, el orden sistemático y el cuestionamiento. El conocimiento deriva en el saber y este se hace ciencia, que a su vez, es la herencia más preciada que el hombre propaga en el tiempo… ¡Pero, ay de la ciencia que no advierta del peligro intrínseco del saber! Podría todo, quedar en nada.

Bosón de Higgs

El acelerador de hadrones acabó su trabajo hace seis meses. Después de analizar bien sus datos, ya sabemos que el Bosón de Higgs es absolutamente cierto. Soy Barack Obama, y en la última conferencia internacional sobre Ciencia y Humanidad que se celebró esta mañana, con carácter de extrema urgencia, todos los representantes de las naciones del mundo junto a los mejores científicos, han convenido por mayoría absoluta que sea yo quien me reúna con la ‘puñetera’ partícula a presentarle nuestros respetos, pero a exigirle que deje de ser tan pesada.

Divina metamorfosis

Las cucarachas dominaremos la Tierra después de que ya no queden hombres sobre ella. Llamaremos a nuestro dios: Gregorio Samsa.

Conciencia ficción

Mi padre, todo un experto en géneros literarios, me ha dicho que no siga pensando si hice bien o si hice mal apretando aquel botón que voló todo hasta la extinción completa. Su voz resuena dentro de mí, todavía mil años después de todo aquello.

Valorar lo incalculable

Faltan horas para que salga el sol y ya me pongo en pie. Comienza la jornada. Doce horas de duro trabajo me esperan… Antes de comenzar me invade la nostalgia y pienso en mi abuelo. Su generación fue la última que vio llover. Recuerdo que me contaba que a menudo utilizaban el agua para lavarse el cuerpo. Por entonces trabajan por algo llamado “dinero”, y no a cambio de agua. Se me escapa una sonrisa. Lavarse el cuerpo con agua, imposible…. Nadie derrocharía algo tan preciado, ¿quién no cuidaría algo que le es necesario para vivir?

Consejos de un padre díscolo a un hijo igual…

Tus riñones, muchacho, no son capaces de eliminar todos los iones del agua de mar. Así que no seas tonto, y si alguna vez te extravias en el desierto, ni se te ocurra tomarla. Pero eso sí, no hay mejor brebaje para hacer gárgaras cuando pescas un resfriado en la montaña. Ahora crece y dejame en paz.

Botánica

Anotación cíclica. Planeta Tierra. Año terrestre: billón 4.54. Observación de la vida vegetal.
No es cierto que el único compuesto líquido que alimenta las plantas terrestres sea la fórmula general del agua (H2O). Advierto variaciones en los cultivos gestionados por humanos en zonas con menos recursos hídricos. En las coordenadas 33° 30′ 46.8″ N, 36° 17′ 31.2″ E (denominación local: دمشق) las plantaciones de jazmines, descritos por la ciencia humana como Jasminum officinale, se riegan con sangre. Posible cambio de fragancia en la flor.

Realidad local

Les tocó nacer en una época donde el escepticismo era la religión universal.
Él era físico, trabajaba en una rama que se había creado luego de que se refutara la teoría del realismo local.
Ella teóloga, analizaba el mismo principio, ya que la física y la religión eran parte de lo mismo.
Ese día un electrón en él, sufrió un cambio y afectó a una velocidad y distancia imposible uno de ella.
Sin saberlo, en ese instante, y por un cambio de espín, ambos descubrieron el amor.

mirada al pasado

—¿Qué hace maestro?
—Intento averiguar hacia dónde va el aire que respiramos.
—Abriendo en canal ese cadáver.
—Correcto.
—Es una criatura de Dios y profanar su cuerpo es pecado.
—Sí, pero su alma hace tiempo que está con su Dios y más pecado es dejar que se pudra sin haber conseguido descifrar todos sus enigmas. Ven, acércate y sujeta la lanceta mientras extraigo un pulmón de la manera más limpia posible. Y vigila la puerta porque si el santo oficio nos descubre, seremos nosotros los que iremos a reunirnos con Dios.

Querido amigo humano

Querido amigo humano,
soy Aguanita, una molécula de H2O que lleva trabajando en el ciclo del agua desde que tengo memoria. He volado por todos los países y me he bañado en todos los lagos, mares y océanos existentes. Pero hay un tema que me preocupa, mis compañeros de viaje están cambiando y no me gustan, sobretodo los que se hacen llamar los sulfurados (yo creo que es porque siempre están enfadados). Querido amigo humano, recurro a ti porque eres el guardian de todo, ayúdame a reducirlos.
Gracias.

El arma de la venganza

Y la razia de cañones, los rifles disparando por doquier, las bayonetas dando la estocada rematadora sin contemplaciones, el púber de ascendencia judía huía del poblado, las llamaradas que solo podía contemplarlas en su vórtice humoso le hicieron jurarse postrándose en tierra, regándola con el rocío de sus endechas llorosas, que un día inventaría el arma de la venganza, una sin precedentes de lo que hasta ese entonces era conocido. Desde ese día su suerte estuvo echada: sería científico.

Y el ganador es…

Bebedor, arrogante y necio, solía acudir al bar junto a su amigo abstemio al que criticaba por beber agua. Alardeaba sobre la supremacía del vino frente a tan estúpidas moléculas de hidrógeno y oxígeno. Harto de tanta burla, su colega quiso darle una lección. Llenó dos vasos de cada líquido y colocó una tapa metálica sobre el suyo. Le dio la vuelta, lo puso justo encima del otro y preguntó: ¿Ganará el vino la base de ambos recipientes si retiro un poco la tapa? Claro, contestó. Y la victoria del agua, más densa, fue tal que el bobo bravucón enmudeció.

Despierta, es tarde ya.

Cuán fuerte ha de clamar
el hielo del glaciar
para que en tu hogar
cierres el grifo al terminar.

Esa emoción

No recordaban la última vez que lo habían hecho. Allí, entre los tubos de ensayo, encontraban cierta emoción que no tenían en casa. Vagabundeaban por el laboratorio cruzando miradas cómplices como si el ritual más antiguo estuviese a punto de comenzar y su sonrisa evidenciaba cierta perversión. —Otra noche sin dormir —se decían excitados. Todo empezaba con un simple ensayo, dos, ¡tres! Y la cosa iba cogiendo ritmo. Un poco de música para animar el cotarro. ¡Cuatro! ¡Cinco! Hasta que por fin tenían la suerte de terminar con un ¡Eureka! Si no, tendrían una excusa para repetir otra noche.

Futuro Insostenible

¿Quieres romper moldes?
Se busca fabricante con ética y ganas de innovar en un sector acomodado.
Se ofrece trabajo estable en un mercado en crecimiento.
Referencia: TOALLITA

Sócrates 2.0

—Sócrates: La verdad es la verdad dígala Agamenón o su porquero.
—Informático: IF (“say truth”=Agamenón)
TRUTH=TRUTH;
ELSE IF (“say truth”=porquero)
TRUTH=TRUTH;
—Sócrates: ¡¡¡¡Maldigo el Siglo XXI!!!!

El último sueño

Se caía de sueño. Llevaba toda la noche trabajando. Ya estaba amaneciendo y le tocaba crear ese último sueño con el que todos se quedan, pero qué cansado estaba hoy. No sabía si inventar algo, poner una vieja cinta de sueños olvidados o simplemente pulsar el botón de recuerdos en escenario aleatorio. Aunque aún había una opción que le gustaba más, que era no hacer nada, un triste fundido en negro para la última hora y a descansar hasta las doce. Total, nadie se acordaba nunca de la corteza cerebral, así que hoy se quedaba sin su último sueño.

Variolae vaccinae

Corría 1798 y ella no era una vaca como las demás, sonreía y elevaba su cabeza más que las demás, cual actriz en un vodevil. Masticaba el pasto con estilo, con un savoir faire impropio de una rumiante. Estaba enferma de viruela, pero las revistas empezaban hablar de ella y más tarde, los libros lo harían. Era leyenda.

Castillos de vapor

Siempre fuimos tal para cual. Juntos disfrutamos de nuestros castillos en el aire. Algunos intrépidos viajeros nos habían hablado de un lugar llamado mar. Un día, decidimos emprender ese arduo camino juntos, cuan poco importaba el camino si nos teníamos el uno al otro… pues bien, ahora estoy aquí, triste y sin él, en este maravilloso mar. Él se evaporó justo al descender de nuestra nube y junto a él, mis sueños.