fbpx
Campus logo
Aquae

Reacción de leche con bebida isotónica

Con nuestro experimento de esta semana, vamos a comprobar qué ocurre si mezclamos leche con una bebida isotónica. Es muy fácil de llevar a cabo y el resultado de este experimento casero te resultará familiar...

¿De pequeños erais de los que cogías dos líquidos de manera aleatoria y los mezclabais a ver qué pasaba? Si la respuesta es afirmativa, este sencillo experimento para hacer en casa seguro que os gusta. Y además en este caso tardarás literalmente 30 segundos en hacerlo, aunque, eso sí, los resultados tardan un poquito más. Pero no hay duda que merece la pena llevarlo a cabo y comprobar la reacción de la leche con bebida isotónica. ¿A qué esperas? Nos ponemos a ello y te contamos.

Lo que necesitamos

No hay mucho más que añadir respecto al título: vamos a necesitar un vaso, un poco de eche y un refresco isotónico, da igual la marca. Con esto conseguiremos la reacción de leche con bebida isotónica.

El proceso

Tomamos la leche y la echamos en el vaso como hasta la mitad. A continuación terminamos de rellenarlo con el refresco. Y ahora toca esperar unos minutos para comprobar la reacción de la leche con bebida isotónica.

Pero ¿qué ha pasado? ¿por qué la leche ha reaccionado así con la bebida isotónica?

Como iréis viendo, los líquidos se están separando en tres partes. La superior, se queda como una espuma muy densa, como una mousse; la parte del medio es más bien líquida; y, la parte de abajo parece una sustancia sólida que se ha precipitado al fondo. De primeras hay que aclarar que la leche contiene ácido fólico y el refresco tiene varios ácidos en su composición. Por ello, cuando los mezclamos, se produce una reacción química entre ellos, provocando una separación de ambas sustancias, como podemos observar. Así se produce una masa densa que vemos en el fondo del vaso, que es la propia leche cortada por los ácidos (seguro que no es la primera vez que se te corta la leche). ¡Así que cuidado con mezclar leche con bebidas energéticas!

También puedes pincha aquí para comprobar que sucede si mezclas leche con limón, o cómo separar leche de agua.

Experimento: reacción de leche con bebida isotónica

La leche se compone de varios compuestos, principalmente grasas, proteínas y azúcar. La proteína de la leche normalmente se suspende en una solución coloidal. Este hecho implica que las pequeñas moléculas de proteína flotarán libre y de manera independiente. Estas moléculas de proteína flotantes refractan la luz y son las que proporcionan a la leche su apariencia blanca. Normalmente, estas moléculas de proteínas se repelen entre sí. De ahí que puedan flotar sin aglutinarse cuando están en estado líquido. Sin embargo, cuando el pH de su solución cambia, pueden atraerse repentinamente y formar grumos o esta especie de mousse que hemos visto en el experimento. Esto es exactamente lo que sucede cuando la leche se cuaja. En este caso, la bebida isotónica produce una reacción similar que hace que se forme una mousse como consecuencia del contacto entre ambas bebidas.

Expande tu conocimiento científico con experimentos caseros

Como ya has podido comprobar en el experimento de no derramar agua con una media, objetos que tenemos a nuestro alrededor nos pueden ayudar a expandir nuestro conocimiento sobre ciencia. En este caso, tan solo hemos necesitado un poco de leche y de una bebida isotónica para realizar un experimento que puede dejar boquiabierta a cualquier persona. Por ello, te invitamos a que aproveches la oportunidad para descubrir otros experimentos que te ayudaran a descubrir más sobre cuestiones de física o química que se producen a nuestro alrededor día tras día. ¿Te imaginas ahora que pudieras aprender a destilar agua en casa? ¿O crear una bomba de agua casera? El conocimiento científico puede estar en cualquier lugar de tu casa. Solo necesitas un poco de motivación, un par de utensilios. ¡Sigue expandiendo tu conocimiento científico con nuestros experimentos!