El herrerillo común, un pequeño pájaro que combate las plagas

¿Qué sería de los bosques sin los herrerillos? Ni siquiera su sombra. La fuerza, relatada con cuento incluido, de un pequeño pájaro que combate las plagas forestales. Su aspecto y su colorido pueden llevar a que se confunda con el carbonero común. Otras de sus características es que construyen cajas-nido.

Científicamente conocido como Cyanistes caeruleus, el herrerillo común es una especie de ave paseriforme de la familia Paridae. Nos encontramos ante uno de los pájaros de mayor colorido a nivel europeo y en él es fácilmente identificable su píleo azul cobalto en la cabeza. Además, presenta un dorso que tiende hacia una tonalidad verdosa y una parte inferior amarillenta, teniendo un dimorfismo sexual poco acentuado. Su aspecto, en determinadas ocasiones, puede provocar que se confunda con el carbonero común, al que seguro que en más de una ocasión habéis visto revoloteando por el parque.

El herrerillo común protege a los árboles de las plagas, ya que se calcula que una familia puede destruir al año hasta 24 millones de insectos. En este contexto cabe hacerse la siguiente pregunta: ¿qué sería de nuestros bosques sin los herrerillos?

Por otra parte, el canto del herrerillo común desprende una potencia menor que el del carbonero común. Esta especie es silenciosa en verano, donde únicamente se le escucha con el amanecer. Sin embargo, a partir de septiembre se vuelven más ruidosos.

Características de su hábitat

Con el frío hay especies sedentarias como el herrerillo común que se vuelven ubiquistas, es decir, que cualquier lugar donde haya un recurso les parece bien. Si bien su hábitat natural suelen ser los árboles de hoja caduca, evitan siempre que pueden los frondosos bosques de coníferas. También puede observarse en jardines o parques, por lo que se aproxima en gran medida a lugares en los que habitan los seres humanos.

Esta especie se distribuye por gran parte de Europa. La Península Ibérica no es una excepción a la regla, y en ella se puede localizar prácticamente en cualquier punto (salvo las islas Canarias), aunque sí resulta menos frecuente en el valle del Ebro y el sureste peninsular. La pérdida de bosques y el uso de insecticidas son las dos principales amenazas a la que se enfrenta el herrerillo común en este momento.

¿Cuál es la alimentación del herrerillo común y cómo se reproduce?

Encontramos en el herrerillo común a un insectívoro. Las bases de su alimentación son las orugas, los pulgones y otros insectos, aunque esta dieta la puede complementar con la ingesta de diversas semillas y frutos. Por otra parte, entre sus depredadores se encuentran los cernícalos y los gatos monteses.

Seguro que habéis oído hablar en más de una ocasión de las denominadas cajas-nido. Pues es el herrerillo común el ave que las utiliza. De hecho, suelen seleccionar cualquier tipo de agujero o hueco: en un árbol, una pared o un muro. El hecho de utilizar cajas para anidar ha supuesto que su nidificación se haya visto favorecida. Se alejan escasos metros de los territorios de cría.

La hembra es la encargada de la construcción del nido, utilizando para ello musgo, hierbas, pelo y hojas secas. La puesta del herrerillo común se compone por un número de entre 6 y 12 huevos que son incubados por la hembra durante dos semanas. Una vez nacen los pollos, ambos progenitores los alimentan hasta que emprenden el vuelo pasados 20 días desde su nacimiento.