El Parque nacional del Iguazú en Argentina

En el corazón del Parque Nacional del Iguazú (Mesopotamia Argentina) se halla la catarata del Iguazú.

El Parque Nacional del Iguazú es un parque nacional de Argentina, ubicado en el Departamento de Iguazú, en el norte de la provincia de Misiones, Mesopotamia Argentina. Tiene una superficie de 677 km2.

El nombre “Iguazú” proviene de las palabras guaraní o tupí “y” [ɨ], que significa “agua”, y “ûasú” [waˈsu], que significa “grande”. Cuenta la leyenda que una deidad planeaba casarse con una hermosa mujer llamada Naipí, quien huyó con su amante mortal Tarobá en una canoa. En un ataque de rabia, la deidad cortó el río, creando las cascadas y condenando a los amantes a una caída eterna. El primer europeo en registrar la existencia de las cataratas fue el conquistador español Álvar Núñez Cabeza de Vaca en 1541.

Historia

Los cazadores-recolectores de la cultura Eldoradense habitaron la zona del parque hace 10.000 años. Fueron desplazados alrededor del año 1000 d.C. por los guaraníes, que trajeron nuevas tecnologías agrícolas.  Los conquistadores españoles y portugueses en el siglo XVI desplazaron a su vez a los guaraníes. Pero su legado todavía está vivo en esta área (el nombre del parque y el río es guaraní y guasu, “agua grande”).

El primer europeo en visitar la zona fue Álvar Núñez Cabeza de Vaca, en 1542; Las misiones jesuitas siguieron en 1609. La creación del parque sucede en 1934 para proteger una de las mayores bellezas naturales de Argentina, las Cataratas del Iguazú, rodeadas por la selva subtropical. La Reserva Nacional Iguazú fue definida por la ley 18.801 del 7 de octubre de 1970 como constituyendo la parte occidental del Parque Nacional Iguazú. Si bien el parque nacional preserva la naturaleza con la menor alteración posible, la reserva admite actividades e infraestructura humanas.

La creación de la reserva permitió la construcción de un aeropuerto internacional y la enajenación de terrenos para tres hoteles turísticos. Al otro lado del río Iguazú se encuentra su contraparte brasileña (Parque Nacional Iguazú). Ambos sitios fueron declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, en 1984. El parque sería parte del propuesto Corredor Trinacional de Biodiversidad. El objetivo es proporcionar conexiones forestales entre unidades de conservación en Brasil, Paraguay y Argentina en la ecorregión del Alto Paraná. El sureste del parque colinda con las 84.000 hectáreas del Parque Provincial Urugua-í, creado en 1990.

Biodiversidad del Parque

El parque se encuentra dentro de la ecorregión de bosques atlánticos del Alto Paraná, en la Mesopotamia Argentina. La fauna del parque incluye varias especies raras y amenazadas: jaguar, jaguarundi, tapir sudamericano, ocelote, tirica, oso hormiguero, pava de frente negra, águila arpía y caimán yacaré. También se pueden encontrar aves como el gran vencejo oscuro y grandes tucanes, mamíferos como el coatí y diversidad de mariposas.

La amazona vinacea, llamada así por su plumaje de color vino, se encuentra ocasionalmente en este parque. El río Iguazú desemboca en el río Paraná 23 km más allá de las cataratas, luego de un recorrido de 1320 km. Dentro del parque llega a tener hasta 1.500 m de ancho y gira primero al sur, luego al norte, formando una gran U.

Sus orillas están densamente pobladas por árboles, incluido el ceibo (árbol de coral Cockspur), cuya flor es la flor nacional de Argentina. La flora del parque también presenta lapacho negro y lapacho amarillo (familia Bignoniaceae), así como palmitos y el palo rosa de 40 metros de altura (familia Apocynaceae).

Cataratas del Iguazú

Formada por un farallón basáltico semicircular de 80 metros de altura y 2.700 metros de anchura, la catarata forma la frontera entre Argentina y Brasil y es una de las más espectaculares del mundo. Está dividida en múltiples cascadas de las que emanan enormes brumas.

Foto: Iguazu National Park © Philipp Schinz

 

1/1
slide1