Campus logo
Aquae

Las STEM necesitan más mujeres investigadoras

La ciencia y la innovación son clave para el futuro de la sociedad. Sin embargo, todavía persisten desigualdades de género en algunas disciplinas como las STEM. La presencia de investigadoras en este ámbito es considerablemente inferior a la de sus compañeros varones. En esta infografía repasamos algunos de los datos que demuestran que la realidad de la brecha de género y planteamos algunas medidas para romper con ella.

Las STEM necesitan de más mujeres investigadoras

La igualdad de género debe ser una prioridad en todos los niveles de la sociedad. Porque la ciencia y la innovación son nuestra palanca de cambio hacia un modelo productivo más próspero y justo. Y para lograrlo las mujeres no pueden quedar atrás. Por esta razón, el Ministerio de Ciencia e Innovación ha elaborado un informe, titulado ‘Científicas en cifras 2021’, donde se analiza la presencia de mujeres investigadoras en España con el objetivo de tomar las decisiones más adecuadas que  logren erradicar la brecha de género que todavía persiste en algunas disciplinas como las STEM.

En los últimos 15 años hemos logrado mejorar la situación de las mujeres en los diferentes niveles educativos y disciplinas. Sin embargo, todavía persisten desigualdades de género en algunos de estos ámbitos. Es el caso, por ejemplo, de las STEM donde las mujeres están infrarrepresentadas. Y es que mientras que representan más de la mitad del alumnado que cursa estudios universitarios, solo un 25% lo hacen en carreras científico-tecnológicas frente al 75% de sus compañeros varones.

En investigación la situación no mejora. La presencia de las mujeres en la carrera investigadora sigue siendo mucho menor a la de los hombres: un 41% del personal investigador en España son mujeres frente al 59% de hombres. Una balanza que es necesario equilibrar.

Si ponemos el foco en las disciplinas STEM, los datos son todavía más preocupantes. Solo el 12% de las mujeres que se dedican a la investigación lo hacen en alguna de las disciplinas STEM lo que significa que tan solo 4 de cada 100 investiga en este campo. Una cifra que ha ido descendiendo de forma paulatina desde 2015 según datos del Ministerio de Ciencia e Innovación.

¿Qué obstáculos tienen las mujeres investigadoras?

No solo son alarmantes los datos de participación femenina en la investigación científica, también lo son los referentes a la evolución que experimentan las mujeres investigadoras a lo largo de su carrera. Ellas progresan a menor ritmo que sus compañeros y alcanzan en menor medida los puestos más altos de la investigación.

El principal problema de esta situación es que, a medida que avanza la carrera investigadora, hay una mayor pérdida femenina que decide abandonarla. Una situación que, según señala el informe, está lejos de ser una cuestión de tiempo. Esto tiene su explicación en algunos factores que no hacen más que perpetuar la brecha de género:

  • Dificultades para conciliar una carrera en investigación provoca que muchas mujeres opten por abandonar la carrera científica.
  • Los estereotipos de género provocan que todavía persista la falsa creencia de que las mujeres no están capacitadas para las STEM.
  • Falta de reconocimientos y promoción de las mujeres investigadoras frente a la de sus compañeros.

Impulsar las STEM entre las mujeres

Uno de los principales problemas es la falta de interés de las mujeres hacia las STEM desde edades más jóvenes. Por ejemplo, las mujeres de entre 15 y 24 años sienten un menor interés en las ciencias y la tecnología que sus compañeros hombres.

Con el fin de revertir estos datos y lograr más mujeres investigadoras en STEM es necesario potenciar las vocaciones científico-tecnológicas desde las edades más tempranas del ciclo educativo. Solo así lograremos una ciencia más inclusiva. Precisamente, esta es una de las conclusiones principales del informe ‘Científicas en cifras 2021’.

Algunas de las líneas de actuación que se marcan como prioritarias son:

  • Erradicar los estereotipos de género y fomentar la igualdad en la formación tanto entre el alumnado como los docentes.
  • Apostar por medidas que garanticen a las mujeres investigadoras alcanzar los escalones más altos de la carrera científica.
  • Atraer y retener el talento femenino para conseguir el progreso hacia una sociedad más igualitaria y justa.

Desde Fundación Aquae trabajamos en contribuir a revertir la brecha de género en las STEM. Lo hacemos desde 2019 y junto a las marcas territoriales del Grupo Agbar a través de Aquae STEM: un programa educativo que tiene como objetivo fomentar y promover el interés de las niñas de primaria en la ciencia y tecnología.

Con este programa impactamos en más de 1.500 niñas de toda España que implementan en sus aulas de 4º a 6º de primaria este programa. Nuestra intención con Aquae STEM es acercarles a las más jóvenes la ciencia de una forma experimental y práctica fomentando el trabajo en equipo y la creatividad. Porque el talento no tiene género.

Además, gracias a este programa, detectamos que uno de los problemas principales que tienen las niñas de primaria guarda relación con la falta de referentes femeninos en las distintas disciplinas STEM. Por esta razón pusimos en marcha nuestros webinars, encuentro virtuales en los que participan mujeres referentes que dedican su actividad profesional a las STEM y que se encargan de acercar estas materias a las más jóvenes.