¿Cómo se forman las corrientes marinas?

En los océanos, mares y grandes lagos, se producen corrientes, las masas de agua no permanecen estáticas, sino que se van desplazando en movimientos horizontales, más o menos superficiales, y también verticales. Puedes pensar en ellas como ríos dentro de los mares.

Hay varias causas que producen las corrientes marinas, como el movimiento de rotación terrestre, que provoca movimientos diferentes en la superficie que en las profundidades, los vientos, la geografía de los continentes y la forma de sus costas, las diferencias de salinidad o la diferencia de temperaturas. Se producen en todos los océanos del mundo.

¿Qué son las corrientes marinas?

La definición más correcta sería que se trata de movimientos de masas de agua dentro del océano. Su origen proviene de la radiación solar y en la redistribución del calor llegada al planeta.

La formación de las corrientes marinas se debe a dos actores clave: el juego el viento y la densidad del agua.

EL viento está condicionado por el movimiento de rotación terrestre, que provoca movimientos diferentes en la superficie que en las profundidades. También influye la geografía de los continentes y la forma de sus costas, las diferencias de salinidad o la diferencia de temperaturas. Podemos encontrar la corrientes marinas superficiales y las profundas.

Corrientes superficiales

Se producen debido al viento y dependen también de la distribución de los continentes y la rotación de la Tierra. En el Hemisferio norte se mueven de forma circular en sentido de las agujas del reloj. En el sur lo hacen al contrario de las agujas del reloj. Las corrientes oceánicas superficiales pueden ser muy grandes.

La Corriente del Golfo, una corriente de superficie en el Atlántico Norte, transporta 4500 veces más agua que el río Mississippi. Cada segundo, noventa millones de metros cúbicos de agua pasan por la Bahía de Chesapeake (EE.UU.) en la Corriente del Golfo.

corrientes marinas

Las corrientes oceánicas superficiales forman grandes patrones circulares llamados giros. Los giros fluyen en el sentido de las agujas del reloj en los océanos del hemisferio norte y en el sentido contrario a las agujas del reloj en los océanos del hemisferio sur debido al efecto Coriolis, creando corrientes oceánicas superficiales. Cerca de los polos de la Tierra, los giros tienden a fluir en la dirección opuesta.

Las corrientes oceánicas superficiales fluyen en un patrón regular, pero no todas lo hacen de la misma manera. Algunas corrientes son profundas y estrechas, pero otras son poco profundas y anchas. Las corrientes a menudo se ven afectadas por la forma del fondo del océano. Algunos se mueven rápidamente mientras que otros lo hacen más lentamente. Una corriente también puede cambiar algo en profundidad y velocidad con el tiempo.

Corrientes profundas

Estas corrientes marinas se producen por diferencias de densidad provocadas por diferentes temperaturas o salinidad, dependiendo también de la topografía del fondo marino y por el giro del planeta.  La densidad del agua de mar varía globalmente debido a las diferencias de temperatura y salinidad. El agua de la superficie se calienta con el sol y el agua tibia es menos densa que el agua fría.

Del mismo modo, el agua dulce es menos densa que el agua salada. En las latitudes septentrionales, el agua de la superficie se enfría con aire extremadamente frío. Esta lata de agua fría se vuelve más densa que el agua subyacente y hace que se hunda. El hundimiento y transporte de grandes masas de agua fría da lugar a la circulación termohalina, impulsada por gradientes de densidad debidos a variaciones de temperatura y salinidad.

En el Atlántico norte se produce una corriente de agua fría muy salina, llamada corriente ártica, y termina moviéndose hacia el sur. Cuando pasa el ecuador, la corriente marina asciende cuando la corriente antártica la empuja, dirigiéndose hacia el norte a través del océano Índico, Atlántico y Pacífico.

Para experimentar en primera persona qué pasa cuando dos masas de agua con diferentes temperaturas se juntan, puedes ver este experimento casero que hemos preparado para que lo puedas reproducir con facilidad.