El Chorlitejo patinegro y la playa

El chorlitejo patinegro (Charadrius alexandrinus) es una especie de ave que habita en playas, arenales costeros, saladeros y lagunas. Esta ave limícola tiene en su coloración una de sus principales señas de identidad y combina agilidad, velocidad y agudeza visual para capturar con gran precisión a sus presas con el pico.

Su nombre científico es Charadrius alexandrinus, pero también se le conoce por otros nombres como chorlitejo patinegro, frailecillo blanco, chorlo nevado o pollito de mar. Es una especie de ave Charadriiforme de la familia Charadriidae que tiene en su coloración o, mejor dicho, en la leve variación de la misma durante el año una de sus características más destacadas.

En época reproductiva, sus plumas se vuelven de un color pardo grisáceo. El chorlitejo patinegro es un ave limícola, al igual que la espátula común o la cigüeñuela común, de pequeño tamaños, pico fino, patas largas y delgadas. Su longitud superar ligeramente los 15 cm, mientras que su envergadura puede alcanzar los 45 cm.

Por su parte, los machos suelen lucir unos dibujos cefálicos, que destacan la frente y sus cejas blancas. El canto del chorlitejo patinegro es bastante corto y, al mismo tiempo, duro.

Hábitat del chorlitejo patinegro

Es una especie de ave que habita en playas, arenales costeros, saladares y lagunas. Es por esto que se ha visto afectado por la limpieza de estas zonas poniendo en peligro la conservación de su hábitat. En definitiva, si hay un ave limícola a la que no le gusta que le limpien la playa con tractores, es al chorlitejo patinegro.

A su vez, otras amenazas a las que se enfrenta el chorlitejo patinegro son la alteración de los sistemas de duna, el turismo masivo con el consiguiente trasiego de personas en su hábitat natural, los deportes acuáticos y la presencia de mascotas sueltas en la costa.

Se distribuye por las costas del Paleártico en latitudes medias. La cría, por su parte, tiene lugar casi en exclusividad alrededor de los mares Mediterráneo y Negro. En la Península Ibérica, por lo tanto, se expande por la costa mediterránea y el litoral Atlántico de Andalucía. Nos encontramos ante un ave migradora parcial que está presente durante todo el año en nuestro país, pero que además recibe a ejemplares procedentes de zonas de Europa más frías.

¿De qué se alimenta y cómo se reproduce?

Es una especie de ave carnívora que se alimenta de crustáceos, insectos de mar, moluscos, lombrices y algunos invertebrados. Concretamente se alimenta dando picotazos a la arena húmeda.

La agilidad y rapidez con la que vuela el chorlitejo patinegro le permite capturar a sus presas con altos niveles de eficacia. Combina para ello su agudeza visual y la velocidad, repitiendo una y otra vez el mismo proceso. Aquellos que se encuentran en áreas de interior complementar su alimentación de insectos, moscar y hormigas.

Sin embargo, el chorlitejo patinegro anida sobre la arena seca (prefieren nidificar en el primer cordón dunar), con un nido en el que hay trocitos de caracolas para cubrir la puesta donde nacen unos pollos que el macho defiende haciéndose el herido y la hembra los protege con ese mar sin final que es el amor de madre.

La reproducción tiene lugar entre los meses de abril y junio. Incuba estos huevos durante unos 25 días y los pollos abandonan el nido a las pocas horas de nacer.