Parque Nacional del Río Abiseo

El Parque Nacional Río Abiseo se extiende abarcando la totalidad de la cuenca del río que le da su nombre.

El Parque Nacional del Río Abiseo (PNRA) está ubicado en la ladera amazónica de la cordillera Oriental de los Andes, al oeste de la localidad de Huicungo, en el departamento de San Martín, Perú. Consta de una extensión de 274,520 hectáreas. Su principal objetivo es proteger una muestra representativa de los bosques nublados de la ceja de selva y selva alta.

Geografía y clima

Ubicado en la Región San Martín del Perú entre los ríos Marañón y Huallaga, el parque tiene una extensión aproximada de 2.745,2 kilómetros cuadrados. El parque cubre el 70% de la cuenca del río Abiseo. Las elevaciones alcanzan los 4.200 metros sobre el nivel del mar y los 350 m. El parque protege tres ecorregiones distintas: los bosques húmedos de Ucayali en las elevaciones más bajas, los Yungas peruanos en las elevaciones medias y el páramo de la Cordillera Central en las elevaciones más altas.

Hay al menos siete zonas climáticas en el parque, que incluyen bosque montano, bosque alpino tropical, bosque lluvioso montano, pastizales altoandinos (puna) y bosque seco. Las precipitaciones varían 2,0 m por año. El bosque nuboso montano, que compone la mayor parte del área del parque, es un bosque lluvioso de gran altitud con árboles bajos, musgo y líquenes. Este ecosistema se encuentra por encima de la altitud de unos 2.300 metros. La alta humedad es constante y la lluvia cae durante todo el año, particularmente en las elevaciones más altas. El suelo es ácido.

Fauna del PNRA

Se sabe que el mono choro de cola amarilla, Oreonax flavicauda, ​​que anteriormente se creía extinto, vive en el parque y parece ser endémico de la región. Fue principalmente debido al estado de peligro crítico de este mono que el área ganó el estatus de Parque Nacional de Perú y fue incluida en la lista de sitios del Patrimonio Mundial en 1983.

Hay 980 especies conocidas de plantas documentadas en las tierras altas del parque, 13 de las cuales son endémicas, y 5000 especies de plantas en el área del Río Abiseo.

Arqueología del PNRA

El sitio arqueológico más famoso del parque Río Abiseo, y de los más famosos de Perú, es Gran Pajatén. Es un asentamiento en ruinas en lo alto de una cresta boscosa con vista al cañón del río Montecristo.

El Gran Pajatén

Gran Pajatén se encuentra en la cima de una colina sobre el valle del río Montecristo y consta de una serie de al menos 26 estructuras circulares de piedra sobre numerosas terrazas y escaleras. Las ruinas ocupan una superficie de unos 20.000 m². Los edificios principales están decorados con mosaicos de pizarra que muestran motivos humanos, de aves y geométricos.

El análisis de muestras de cerámica y fechas de radiocarbono muestran que el área fue ocupada ya en el año 200 a. C., pero las ruinas de edificios visibles en el sitio actual fueron construidas durante la época de los Incas. Basado principalmente en evidencia arquitectónica, el asentamiento se atribuye a la cultura Chachapoyas.

Descubrimiento arqueológico

Se le atribuye erróneamente al explorador Gene Savoy haber encontrado las ruinas en 1965. Se rumorea que el sitio fue descubierto alrededor de 1940 por Eduardo Peña Meza, residente de Juanjui, mientras exploraba el área para un posible proyecto de carretera. Sin embargo, no hay evidencia de que las ruinas que encontró fueran las del Gran Pajatén o ruinas de otro asentamiento prehispánico abandonado. Por lo tanto, el “descubrimiento” de Gran Pajatén se atribuye a los aldeanos del pueblo de Pataz en 1963.

Después de que los aldeanos de Pataz lo guiaran al sitio en 1965, Savoy reclamó el crédito al publicar el descubrimiento en la prensa mundial como propio. Una expedición oficial del gobierno peruano visitó el sitio y comenzó a limpiar la vegetación a fines de 1965. Para 1966, el gobierno peruano había instalado una plataforma para helicópteros y despejó gran parte de la vegetación protectora que rodeaba el sitio. Muchos años después, estas acciones generaron críticas debido a la delicada naturaleza del sitio arqueológico. Sin la protección de una densa vegetación, las ruinas de piedra comenzaron a deteriorarse rápidamente.

Foto: Cataratas del Breo / Joss.alberto en Wikipedia

Cerca se encuentran las ruinas de Los Pinchudos, una serie de tumbas en acantilados descubiertas por los habitantes de Pataz a principios de la década de 1970. Gran Pajatén, Los Pinchudos y otros restos arqueológicos identificados en el parque suelen atribuirse a la cultura Chachapoyas. El trabajo arqueológico más extenso realizado en el Parque Río Abiseo fue dirigido por la Universidad de Colorado a mediados de la década de 1980.