Día Internacional de la Madre Tierra

La proclamación del día 22 de abril como Día Internacional de la Madre Tierra supone el reconocimiento de que la Tierra y sus ecosistemas nos proporcionan la vida y el sustento a lo largo de nuestra existencia.

El Día Internacional de la Madre Tierra también supone reconocer la responsabilidad que nos corresponde, como se expone en la Declaración de Río de 1992, de promover la armonía con la naturaleza y la Tierra a fin de alcanzar un justo equilibrio entre las necesidades económicas, sociales y ambientales de las generaciones presentes y futuras.

Su promotor, el senador estadounidense Gaylord Nelson, instauró este día para crear una conciencia común a los problemas de la superpoblación, la producción de contaminación, la conservación de la biodiversidad y otras preocupaciones ambientales para proteger la Tierra. El cambio climático es, cada vez más, una de las grandes amenazas que afrontamos: sequías, inundaciones, deshielo de los glaciares, aumento de la temperatura del agua… son solo algunos de los efectos del cambio climático a los que se enfrenta el planeta.

Foto: SpaceX, Pexels

La Madre Tierra es una expresión común utilizada para referirse al planeta Tierra en diversos países y regiones, lo que demuestra la interdependencia existente entre los seres humanos, las demás especies vivas y el planeta que habitamos. Y todos somos responsables de cuidarlo y protegerlo.