El cambio de temperatura genera especies marinas

Un estudio revela que las oscilaciones de temperatura entre aguas calidad y frías que se producen en un largo de las costas, pueden ocasionar que nuevas especies de peces marinos evolucionen sin estar aislados y con la presencia cercana de especies similares.

En general, se considera que las nuevas especies marítimas solo pueden evolucionar en entornos aislados. Pero un nuevo estudio internacional revela que, debido a las diferentes temperaturas del agua en la costa, se pueden crear nuevas especies. El trabajo ha sido publicado en la revista científica Proceedings de la Royal Society B. Incluye también a científicos marinos de la Universidad de Stellenbosch y al Dr. Jonathan Sandoval-Castillo de la Universidad de Flinders.

Diferentes temperaturas del agua

Una corriente oceánica es un movimiento continuo y dirigido del agua de mar generado por una serie de fuerzas que actúan sobre el agua, incluido el viento, el efecto Coriolis, las olas rompientes, hi y diferencias de temperatura y salinidad. Los contornos de profundidad, las configuraciones de la costa y las interacciones con otras corrientes influyen en la dirección y la fuerza de una corriente. Las corrientes oceánicas son principalmente movimientos de agua horizontales.

Una corriente oceánica fluye a grandes distancias y juntas crean la cinta transportadora global. Esta “cinta” juega un papel dominante en la determinación del clima de muchas de las regiones de la Tierra. Más específicamente, las corrientes oceánicas influyen en la temperatura de las regiones por las que viajan. Por ejemplo, las corrientes cálidas que viajan a lo largo de las costas más templadas aumentan la temperatura de la zona. Esto se debe a que calientan las brisas marinas que soplan sobre ellas. Quizás el ejemplo más sorprendente es la Corriente del Golfo. Esta hace que el noroeste de Europa sea mucho más templado que cualquier otra región en la misma latitud.

Otro ejemplo es Lima, Perú, donde el clima es más fresco, al ser subtropical, que las latitudes tropicales en las que se ubica la zona, por efecto de la Corriente de Humboldt. Las corrientes oceánicas son patrones de movimiento del agua que influyen en las zonas climáticas y los patrones climáticos en todo el mundo.

Origen de las nuevas especies marítimas

El estudio publicado en Proceedings de la Royal Society B, sugiere que las corrientes con diferentes temperaturas, en su conjunción en las costas, pueden influir en esa creación de nuevas especies marítimas desde un punto de vista de la distribución de las especies en el mar.

El equipo de investigación, liderado por el Dr. Peter Teske -Universidad de Johannesburgo- y el Dr. Luciano Beheregaray -Universidad de Flinders-, ha utilizado la información del ADN. Querían probar cómo las poblaciones de una especie costera de gobio de una región particular, está influenciadas por corrientes con diferentes temperaturas.

El gobio se encuentra a lo largo de la costa sudafricana y se divide en regiones definidas por la temperatura. Regiones que van desde las frías y las cálidas a las subtropicales y tropicales. El grupo de investigación halló que las poblaciones regionales de esta especie marítima son similares. Las pocas diferencias se encuentran en los genes que han sido afectados por la temperatura del agua.

El profesor Teske, a este respecto, comenta que “cada población de gobios regionales se encuentra ya adaptada a su hábitat térmico. Los migrantes que se dispersan en las regiones cercanas que son demasiado cálidas o demasiado frías. No lo harán tan bien como los locales“. En contraste, aquellos que no se han movido de su hábitat, no muestran diferencias identificables, al menos hasta el momento, en sus genes.

Consecuencias

Este cambio en el gobio parece indicar que, con el paso del tiempo, los genes seleccionados por la temperatura producirán también transformaciones morfológicas. Además, poseerán características propias reconocibles sin necesidad de analizar sus genes. Así, podrán diferenciar esas nuevas especies marítimas.

Estos resultados tienen implicaciones muy interesantes e importantes en relación con especies amenazadas o explotadas de poblaciones marítimas en todo el mundo.

Los resultados tienen implicaciones importantes para el manejo de especies amenazadas o explotadas, y poblaciones de peces en todo el mundo. También evidencia los cambios de temperatura en los océanos y en los mares debidos al cambio climático. Estos están produciendo los cambios en las especies marinas. Las consecuencias podrán ser tan positivas como negativas. Destacamos una vez más la influencia del calentamiento global a la hora de producir cambios en el medio ambiente.