×

Sede central. Paseo de la Castellana, 259C.
28046 Madrid
T. 913 075 725
fundacionaquae@fundacionaquae.org

Oficina en Madrid. Santa Leonor, 39.
28037 Madrid
T. 913 621 024
fundacionaquae@fundacionaquae.org


Dos nuevos planetas podrían tener agua líquida

Uno de los grandes retos de la astronomía, desde hace años, se encuentra en encontrar otros planetas similares a la Tierra en galaxias más o menos cercanas.

Pues bien, un equipo internacional liderado por la Universidad de Göttingen (Alemania), con la participación de investigadores del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), han encontrado dos nuevos planetas de tipo terrestre gracias al instrumento CARMENES, del Observatorio de Calar Alto (Almería).

La estrella Teegarden se encuentra a tan solo 12,5 años luz de distancia. Es una de las estrellas más pequeñas que existen, perteneciente al tipo llamado “enana roja”, y es parte de la constelación de Aries. Desprende una leve luminosidad que hizo que, a pesar de su cercanía, no fuese descubierta hasta fechas recientes, en 2003. Su temperatura es de 2.700ºC y posee una masa que es una décima parte de la del Sol.

Para estudiar la posibilidad de la existencia de planetas alrededor de Teegarden, los científicos emplearon la llamada técnica Doppler, creada con el propósito de descubrir planetas que no pueden ser observados de manera directa. Cuando un planeta orbita una estrella, hace que esta también se mueva debido a la atracción gravitatoria. Si una estrella se acerca y se aleja, por tanto, se puede deducir que hay un planeta en su órbita.

Donde hay agua, puede haber vida

A través de las mediciones Doppler, encontraron la presencia de al menos dos señales que han sido identificados como los planetas Teegarden b y Teegarden c.

El primero presenta una masa cercana a la terrestre y orbita alrededor de la estrella cada 4,9 días; el segundo, en cambio, lo hace cada 11,4 días. Se estima que esta es la duración de su año, dado que se encuentra muy cerca de Teergarden, al menos en comparación a la cercanía entre la Tierra y el Sol. Ignasi Ribas, director del Instituto de Estudios Espacias de Cataluña (IEEC), investigador del CSIC y coautor del estudio, ha declaro que "Teegarden b, el más interno, recibe un 10 % más de luz que nosotros del Sol, por eso creemos que tal vez esté demasiado caliente y quizás no tenga agua, pero esto es una especulación porque hay aspectos de los sistemas climáticos que desconocemos y que podrían permitir que hubiera agua líquida".

Teergarden c se encuentra en medio de la zona habitable: su temperatura en la superficie es de entre cero y cien grados, por lo que podría alberga agua. Y, donde hay agua, puede haber vida y habitabilidad. Junto con Próxima b, que era hasta ahora el planeta descubierto con más posibilidades, estos dos nuevos planetas se presentan como firmes candidatos también. Según Ribas, “están entre los mejores candidatos a encontrar agua líquida o vida, pero todavía no tenemos la tecnología que nos permita comprobarlo”.