Fundación Aquae > Serpientes de metal

Serpientes de metal

Llevo días recolectando insectos para reproducirlos en cautiverio. A lo lejos, serpentean los cilindros metálicos bajo el sol. A veces, se yergen desafiando la gravedad, otras se arremolinan en el polvo y en días de tormentas solares desaparecen bajo tierra. Ya estoy cerca de las serpientes de metal. Apago los mini motores de mis botas y me inclino. Sonrío al pensar que soy como uno de los alacranes que engullí. Se abren unas grandes fauces y desaparezco dentro. Al fin estoy en casa.

Pedro Rafael Fonseca Tamayo