Otra vez el miedo

Angela

Otra vez el miedo. Aquella soledad implacable,  nada cerca,  siempre el vacío a su alrededor.  Jamás en su vida vio a nadie, aunque sentía que quizá, a lo lejos, pudiera haber otras presencias como la suya. ¿Qué sentido tenía aquello? Pero no podía desaparecer, aunque quisiera  y el paso del tiempo siempre seguía su curso.

Ansiando saber qué significado tenía todo y confiando en que su existencia sirviera para algo, la inconsciente partícula atómica nunca supo que en esos momentos formaba parte del osito de peluche favorito de Pablo, con el que dormía abrazado las noches que se sentía solo.

Tijeretazo

María del Mar

Se quedó petrificado con el auricular del teléfono pegado a la oreja. Salió de su estado catatónico repitiendo sin cesar la frase “sin ciencia no hay futuro”.

Cuando se calmó, comenzó a elucubrar sobre las razones que tendrían aquellas personas, que no veían más allá de sus acomodadas narices, para suspender su investigación. Un proyecto que traería el bienestar a muchas personas y pondría a su país a la vanguardia mundial en la tecnología.

Un escalofrío recorrió todo su cuerpo, erizándole el vello: ¿Y si estos recortes no fuesen el fruto de una aberrante ignorancia?

El helicóptero se movía

A.I.

El helicóptero se movía con los pensamientos de Jon.  El pequeño artefacto se había convertido en un auténtico servidor de los caprichos del chaval. Tan solo intercalar la acción de las hélices de avance y retroceso tenía muchas aplicaciones: podía picar hielo y así ser el alma de la fiesta; trasladar objetos pequeños e incluso incorporándole una cámara al artilugio podía “informarse” de ciertos asuntos remotos. Aunque, ciertamente, emplear en exceso esta fuente, aparentemente ilimitada, sin ningún tipo de regulación tuvo sus consecuencias.

Un día pensó demasiado y las aspas crearon un vórtice que se tragó el mundo… su mundo.

EMPERADOR

ARIADNE

 

    Ni sus 400 millones de años, ni su cutícula porosa y aerodinámica ni, menos aún, su fluorescencia nocturna le estaban sirviendo ya.

        Poco a poco fue dejando de encontrar presas y después, a pesar de sus potentes feromonas, llegó un tiempo en que no halló pareja con que bailar…    

    Cualquier mañana amanecerá desparramado sobre la arena de una duna para ser arrastrado por la siguiente tormenta como último superviviente de los escorpiones.

 

Era cuestión de tiempo

omayma

Era cuestión de tiempo que Positiva se olvidara de lo que creía ser su futuro,ella era intrépida,indomable y estaba ionizada.

Todo comenzó cuando Positiva se dirigía al Polo Norte para buscar trabajo cuando sin querer chocó con un chico él la miró fijamente y ella se sintió atraída por el completamente. Sin saber por qué la chispa entre ellos empezó a crecer como si se hubieran conocido de antes.

Negativo…-susurró ella lentamente

¿Ciencia con ética o sin ética?

Marcos Antonio

Me cuentan que en los pasillos de una célebre y prestigiosa universidad europea se escuchó una fuerte y acalorada discusión, tan fuerte era que por casi sucumben sus soberbias y elegantes columnas.  Un buen día  dos vetustos y nobles padres de la ciencia discutiendo sobre las limitaciones de la investigación científica llegaron a un punto álgido de discusión. Para el primero existían límites morales “ciencia con ética” era su dicho. Para el segundo no había limites “ciencia sin límites”. En eso un niño que estaba cerca dijo: Para mí ciencia es la que nos ayuda a vivir mejor. ¿Cuál será?

ECUACIÓN PRIMERA

Pastor

ÉL estaba más allá del Caos. Su habilidad era grande y ubicua como su sapiencia, sin menoscabo de las opciones y críticas que vendrían después a disuadir al mundo, de esforzarse demasiado. Esencias, ondas, hilos celestes, el péndulo alfanumérico, la luz húmeda detrás de ÉL.

Primero salió de sus manos  el triángulo equilátero.  Dentro, la esfera de agua que giró desde antes el primer día en la Galaxia Cero. La lluvia del Arcoiris fue su adehala.

Entonces, pausado y socarrón, el bisabuelo de Prometeo cogió el tesoro y lo trajo a Tierra.

La sombra y el destello

Ruben Pesquera Roa

 —La sombra, la total oscuridad, según los textos pre-védicos —decía el profesor McHelm cuando vio ingresar al auditorio a su rival, Würlitzer, que acababa de llegar de Berlín—… Tal vez herr Doctor quiera darnos su ilustre opinión.

—¡Claro que se la daré, mi estimado colega!, aunque sabe que disiento —contestó el aludido, con su característico tono burlón—, la materia que perseguimos sólo se obtendrá cuando se logre la transparencia absoluta.

—Mi estimado amigo —decía Sherlock Holmes mientras revisaba los cadáveres aún tibios—, tal vez nunca conoceremos la invisibilidad, mas estas mentes privilegiadas han alcanzado algo en verdad notable: la inexistencia. —Luego de una pausa para encender su pipa, concluyó.  —Elemental, mi querido Watson.

¡Trasmutando!

Luis Alberto

El doctor Hamer se había encerrado en el laboratorio, mientras la milicia rompía las puertas de seguridad. Él sostenía un puñado de cables que se internaban en sus brazos, -¡ya casi linda! Le decía a Doris.

La súper computadora le volvió a avisar. – doctor solamente tiene un minuto.

Solo me conecto la vía onírica y listo, ¡ok Doris! Activa el conmutador cuántico.

El generador sobrepasó los niveles de energía y todo el sistema electrónico del laboratorio fallo.

Al entrar el ejército solamente encontraron un cuerpo inerte, y a su lado un dron, cuyos ojos biónicos se expresaban de forma humana.

A mis 60 años

ALAIN JUNIORS

A mis 60 años y después de toda la investigación que realicé en mi carrera de astro-biólogo, quiero verter un poco de lo que descubrí.

Mi equipo y yo,  encontramos un planeta muy alejado de su sol, llamó mucho nuestra atención ya que expulsaba el exterior una especie de meteoritos, los mismos que se perdían en todas direcciones. Nuestra primera impresión fue, la desintegración.

Pero hoy sabemos que no es así. Utilizando lo último en tecnología descubrimos la verdad.

Otra raza extraterrestre huyó de su extinción, y sabemos que no tardarán en llegar.

Pregunta: ¿Serán pacíficos como los demás?

Un brindis por la ciencia

Loli

En susurros llevo toda mi vida escuchando la palabra ciencia, pero desconocía su verdadera intención, nunca me detuve ni un segundo a entenderla, ni a buscarle respuestas, hasta que mi hermana cayó enferma y abarrotados de ansias el viento nos guío hasta sus brazos. Sin tiempo, cargados de esperanza, fue entonces, cuando la palabra ciencia, aunada a la de los conocimientos, principios, causas e investigación surgió en nuestras vidas como un torbellino y nos la salvo.

En pos del progreso

María del Mar

Se levantó angustiado por no haber soñado una noche más. Comenzó a cuidar su entorno, el que le abastecía de todo lo que necesitaba para subsistir, pero aquello le quedaba pequeño, su universo no se expandía y ahogaba su necesidad de trascender.

Unido al desasosiego que le producía la incesante búsqueda de su doble hélice en un ADN inexistente, le hizo plantearse abandonar su microbiosfera. Automáticamente, recibió un mensaje: “La ciencia existe para que los hombres alcancen sus sueños”.

configDate =
cookieDate =

Configuración de cookies

Las cookies son importantes para ti, influyen en tu experiencia de navegación. Nos ayudan a proteger tu privacidad o darte acceso seguro con tu usuario a https://www.fundacionaquae.org. Usamos cookies analíticas, de personalización y publicitarias (propias y de terceros) para hacer perfiles basados en hábitos de navegación y mostrarte contenido útil. Recogeremos tu elección anónimamente. Siempre podrás cambiar tu configuración, desde la página de Política de cookies.

(Tardarás aproximadamente 4 minutos)

Este es el configurador avanzado de cookies propias y de terceros. Aquí puedes modificar parámetros que afectarán directamente a tu experiencia de navegación en esta web.

Cookies técnicas (necesarias)

Estas cookies son importantes para darte acceso seguro a zonas con información personal o para reconocerte cuando inicias sesión.

Permiten medir, de forma anónima, el número de visitas o la actividad. Gracias a ellas podemos mejorar constantemente tu experiencia de navegación.

Dispones de una mejora continua en la experiencia de navegación.

Permiten que la publicidad que te mostramos sea personalizada y relevante para ti. Gracias a estas cookies no verás anuncios que no te interesen.

Dispones de una publicidad adaptada a ti y a tus preferencias.

También puedes continuar rechazando todas las cookies opcionales: