Galería

Lluvia

Lluvia

Autor: Carlos Mauricio Fabris

Pablo reposaba con sus labios cortados y resecos sobre la tierra, de su cuello pendía una cadenita de oro puro, no le servía de nada, probablemente era la última persona en la tierra, a no mucha distancia de el quedaba agua, pero era salada y contaminada, la avaricia había hecho que el agua potable fuera tan escasa… en ese momento el hombre se dio cuenta de algo que le pareció tan irónico que casi se largó a reír, muchos hombres habían deseado que lloviera oro, ahora el solo deseaba que lloviera agua que fuera capaz de ingerir sin morir.

0
Votos
68
Vistas
6 Months
de su publicación

Finished since 198 days, 10 hours and 55 minutes.