Galería

Marea

Marea

Autor: Norma Mabel Rosá

Llegaron a Río Gallegos. Los chicos corrieron por la playa de bolas de piedra gritando. El viento tragó sus voces y solo quedaron las bocas haciendo mímicas. Jugaron con las pesadas cadenas del ancla del barco ladeado que, como un espectro marino, se apoyaba sobre el lecho durante la marea baja. - ¡Vamos que comienza a subir! Dijo el padre con señas, mostrándole las marcas de agua en el alto paredón. Lucio preguntó: ¿Hasta allá llega? Y se imaginó arrastrado por una ola gigante. Mientras, el padre dibujó en el aire unas turbinas, transformando la mansa fuerza natural en energía.

0
Votos
87
Vistas
6 Months
de su publicación

Finished since 200 days, 19 hours and 15 minutes.