Galería

SANGAKU

SANGAKU

Se levantó temprano, tenía la tablilla preparada, limpia y pulida. Con precisión fue dibujando las formas geométricas con el pincel. Se unían en diferentes puntos del dibujo. Revisó varias veces que el resultado era el que se había imaginado en su cabeza. Añadió algunos símbolos y números aquí y allá. Terminó el trabajo añadiendo la frase: . Sonrió. - ¿Qué haces abuelo? No sabía que supieras matemáticas. - Y no sé. Voy a depositar esta tabla en el templo como ofrenda y quizá alguien, en algún momento, crea que es capaz de resolver algo que no existe.

Nick: Llandres López

11
Votos
74
Vistas
21 Days
de su publicación