Rain Vortex: la catarata de interior más grande

En el Aeropuerto Internacional de Changi, en Singapur, se encuentra la cascada interior más grande del mundo. Se llama Rain Vortex y fue diseñada por la firma de arquitectura Moshe Safdie.

El Aeropuerto Internacional de Jewel Changi es un gran complejo en el que se puede encontrar casi una ciudad en miniatura. En su interior hay un edificio en forma de cúpula, construida en acero y cristal, con hasta diez niveles. Cinco de ellos son subterráneos; los otros cinco sobre el suelo, y se comunica con el resto de las terminales del aeropuerto. En todo ello destaca la Rain Vortex.

La Rain Vortex

Lo más impresionante, sin embargo, es que en medio de esta edificación se encuentra una cascada interior que puede contemplarse desde todos los pisos del edificio. Se trata de la Rain Vortex, una cascada de 40 metros de altura, siendo la más grande del mundo en interior. El agua de la lluvia, que muy frecuente en esa región a lo largo del año y, en ocasiones, en forma de fuertes tormentas, es recogida para abastecer a todo el complejo aeroportuario, un procedimiento de reutilización del elemento natural que hace de la construcción un ejemplo de sostenibilidad.

La Rain Vortex también se nutre del agua de lluvia y, durante la noche, es protagonista de espectáculos de luz y de sonido. Se calcula que transporta en su interior alrededor de 38.000 litros de agua por minuto.

Un bosque y jardines en el aeropuerto Jewel Changi

Jewel Changi Airport es un complejo comercial y de entretenimiento de temática natural en el interior del aeropuerto de Changi, Singapur, vinculado a tres de sus terminales de pasajeros. Su pieza central es, como hemos comentado, la cascada interior más alta del mundo, Rain Vortex, que está rodeada por un bosque en terrazas.

Jewel incluye jardines, atracciones, un hotel, alrededor de 300 puntos de venta y restaurantes, y convenientes instalaciones de aviación para el check-in temprano de equipaje. Cubre una superficie total bruta de 135.700 m2, que abarca 10 plantas, cinco sobre el suelo y cinco sótanos. Sus atracciones incluyen el Shiseido Forest Valley, un jardín interior que abarca cinco pisos, y el Canopy Park en el nivel más alto, con jardines e instalaciones de ocio.

El aeropuerto recibe alrededor de 300.000 visitas al día. En octubre de 2019, seis meses después de su apertura suave, había recibido a 50 millones de visitantes, superando su objetivo inicial para todo el año. El complejo y el aeropuerto se encuentran en Changi, en el extremo este de Singapur, aproximadamente a 20 km al noreste del centro de Singapur.

Valle del Bosque de Shiseido

En el núcleo de este edificio se encuentra un bosque interior que recibe el nombre del Valle del Bosque de Shiseido, una atracción de jardín en terrazas con más de 120 especies de plantas de gran tamaño, 900 árboles, otras pequeñas cascadas, y distintos senderos empedrados en los que se puede, incluso, realizar caminatas.

Parque de Canopy

En el nivel más alto de Jewel, los 14.000 metros cuadrados Canopy Park alberga atracciones de recreación y esparcimiento. Aproximadamente la mitad del paisajismo total se encuentra en Canopy Park, incluidos dos jardines: Topiary Walk y Petal Garden. El Topiary Walk presenta topiarios con forma de animales en cada esquina, mientras que el Jardín de Pétalos tendrá exhibiciones florales de temporada.

El parque incluye un puente colgante llamado Canopy Bridge que se encuentra a 23 metros sobre el suelo. Ofrece una vista panorámica del Rain Vortex. Con 50 metros de largo, el Canopy Bridge también tiene un piso de paneles de vidrio en la sección central que ofrece una vista hasta el nivel 1 de Jewel.