Fundación Aquae > Buscarse la vida

Buscarse la vida

Más que un coche, parece un dron enorme. En él caben dos personas muy comprimidas. Sin equipaje, es posible meter, además, a un niño pequeño. Más peso impediría la propulsión en el despegue. Venderemos el módulo y los androides. Compraremos uno de esos chismes y escaparemos con el bebé antes de que se agote el oxígeno en la estación. Agua, hace semanas que no queda. Confiemos en que Juuwn encuentre plaza con algún monoparental. Si no, ya tiene ocho años y debería ser capaz de buscarse la vida.

Salvador Terceño Raposo