Fundación Aquae > Estamos plantando…Algarrobos

Estamos plantando…Algarrobos

14/03/2018 - Blog
Te presentamos las especies de árboles y plantas, autóctonas, que estamos plantando en Torrevieja, en el marco del proyecto Sembrando O2
Compartir en

El algarrobo (Ceratonia siliqua) es un frutal que pertenece a la familia de las leguminosas. Es de hoja perenne, con un tronco más bien corto y muy robusto sobre el que se desarrolla una gran copa redondeada, densa y oscura. Este árbol puede alcanzar hasta los 10 metros de altura en condiciones favorables.

Sus hojas semicoráceas son de color verde oscuro con haz brillante y envés mate, de forma ovalada, son compuestas y paripinnadas con 6 a 10 folíolos. Sus pequeñas flores son unisexuales y están dispuestas en racimos. Estas aparecen desde principios de primavera hasta mediados de otoño sobre sus viejas ramas.

El fruto del algarrobo se llama Algarroba. Es una legumbre colgante de entre 8 a 20 centímetros de longitud según la variedad y condiciones climáticas. Su color es verde al comienzo y negruzco en la madurez, con pulpa comestible algo gomosa y con cierto dulzor. Estos frutos son utilizados como alimento para el ganado y en épocas no muy lejanas hasta como sucedáneo del chocolate.

En la antigüedad, las semillas de este fruto fueron el patrón original del quilate —la unidad de peso utilizada en joyería— para pesar gemas y joyas debido al tamaño y peso notoriamente uniformes de las semillas. De su nombre griego, keration, proviene el nombre del quilate.

España es el principal productor mundial de este producto. Fue muy usado durante la guerra civil española para combatir el hambre y la desnutrición por su alto valor energético y en los últimos tiempos está recobrando importancia por su alto contenido en azúcares naturales y fibra.

Un algarrobo de 40 años absorbe 0,12 toneladas CO2 al año.

 

 

Compartir en