×

Sede central. Paseo de la Castellana, 259C.
28046 Madrid
T. 913 075 725
fundacionaquae@fundacionaquae.org

Oficina en Madrid. Santa Leonor, 39.
28037 Madrid
T. 913 621 024
fundacionaquae@fundacionaquae.org


Un método rápido para comprobar la pureza del agua

Un grupo de científicos de la Universidad Nacional de Ciencia y Tecnología de Rusia ha desarrollado, junto a la Universidad Estatal de Moscú, un método que permite un análisis rápido y eficaz de la composición del agua. Esto ayudará a resolver el problema de la contaminación industrial del medio ambiente.

El desarrollo de la industria, especialmente cuando se encuentra cerca de las ciudades y de las zonas industriales, produce cambios en el medio ambiente y en la composición del agua. Esto supone un gran problema, pero produce a su vez una gran demanda de nuevos métodos para comprobar la concentración de elementos y compuestos tóxicos, mediante unas mediciones que se piden que sean universales, rápidas y seguras tanto para el medio ambiente como para las personas.

Hasta el momento, han surgido muchos métodos de medición, pero para este grupo de científicos ninguno responsa a las demandas actuales, tanto en rendimiento como en su universalidad. De ahí que hayan propuesto recurrir al análisis de polarización fluorescente para medir la concentración de metales pesados que contiene el agua.

Anastasía Yákusheva, autora de la investigación, lo explica de esta manera: “este método puede reducir el tiempo de investigación y aumentar la eficacia de las mediciones. Para el ensayo de polarización fluorescente se usaron puntos cuánticos de carbono. Son nanopartículas ecológicamente seguras cuyas dimensiones no superan los 10 nanómetros y que tienen propiedades fluorescentes controlables, son estables en el agua y selectivamente sensibles a cationes de cobre”.

​Un parámetro como la polarización fluorescente hace posible realizar un análisis rápido, simple y eficaz de la seguridad del medio acuático. De este modo, a través de este método pudieron medir simultáneamente más de cien muestras de agua, reduciendo de esta manera los gastos económicos e incrementando la eficacia de dichas mediciones. Por otro lado, este nuevo método posee una gran ventaja sobre otros precedentes, y es que puede ser aplicado a las fuentes de agua lejanas o de difícil acceso.